Blogia
.

"Multiplicación a traves de esquejes e Hijuelos"

"Multiplicación a traves de esquejes e Hijuelos"

        Los cactus, así como las otras plantas suculentas, pueden ser generalmente reproducidas con facilidad mediante esquejes de tallo (cactus de forma columnar, crassulas, kalanchoes, euphobias, Mesembrianthemaceas de tallo delgado, etc.), o bien enraizando algún segmento en el caso de las Opuntia, así como utilizando algún hijuelo separado de la planta madre o, por último, poniendo a enraizar las plantas que, por razones patológicas, hayan perdido sus raíces. De no disponer de calefacción en el suelo o en el ambiente estas operaciones deberán llevarse a cabo a partir de marzo y mejor aún desde mayo hasta finales de agosto.

El compuesto más adecuado para enraizamiento de cactus, así como para las otras crasas, consiste en una mezcla de arena gruesa y turba de Sphagnum en partes iguales. Un detalle esencial para el enraizamiento de esquejes o hijuelos de suculentas en general es que la herida de su base debe estar perfectamente seca en el momento de la plantación. La cicatrización tiene lugar en 1-2 semanas y en el caso de ejemplares grandes puede necesitar un mes e incluso dos. Durante este proceso el esqueje debe estar situado en un lugar templado, sombreado y ventilado. Es asimismo una buena práctica el espolvorear sobre la herida basal una mezcla de un producto fungicida y una hormona de enraizamiento. Siempre interesa que la altura del esqueje sea mayor que la base y en el caso de los cactus de forma columnar se cortará en bisel toda la periferia de la base lo cual provoca una mejor emisión de raíces. Tanto en el caso de los cactus que ramifiquen como en el de las otras suculentas que posean esta característica, el brote que se pretende enraizar no debe ser cortado en su base sino algo más arriba, con lo que se mejora la posibilidad de un buen enraizamiento.

La pieza vegetal a enraizar no debe hundirse en el subtrato más allá de 2-4 cm., e incluso menos en el caso de ejemplares globulares que hayan perdido un sistema radicular. En el momento de plantar el esqueje o hijuelo una vez seca su herida, debe haber una ligera humedad en el substrato, Los futuros riegos serán muy moderados y con la única pretensión de mantener un ligero grado de humedad en el suelo. Tanto menor será la humedad en el suelo cuanto más grueso sea el esqueje. En el caso de especies epífitas (Zygocactus, Shlumbergera, Epicactus, etc.), el substrato debe ser bastante más tuberoso y la humedad requerida es mayor. Además del enraizamiento de esquejes de tallo, así como de ramificaciones de hijuelos, existen otros medios para este tipo de multiplicación vegetativa que se basan en la emisión de raíces a partir de tubérculos (protuberancias en el tallo) de algunas plantas (Leuchtembergia, Dolichotele, Mammillaria, Coryphanta); la aparición de brotes adventicios tanto en las hojas (Kalanchoe) como en los escapos florales (Agave); o la facilidad de enraizamiento y emisión de brotes de las hojas (Crassula, Sedum, Echeveria, Gasteria, etc.).

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres